Muere el hombre. Adiós, Bo

Otro mito nos abandona. Todos somos únicos e irrepetibles, pero unos más que otros. Bo Diddley fallecía esta semana a los 79 años. Pionero del rock and roll e inventor de un nuevo concepto de guitarrista, su legado habla por sí mismo. Nacido a orillas del Mississippi, Diddley impregnó su brutal y rompedor sonido de un rythm and blues primitivo y visceral que taladró los tímpanos de unos atónitos años cincuenta. Su presencia, su fuerza escénica y, sobre todo, sus inmortales himnos del rock and roll, canciones redondas, obras maestras que reflejaban “el sonido de la jungla”, como él mismo definió su estilo… le convierten en una de las mayores influencias de la música del siglo XX.

Colaboró activamente con Chuck Berry y con Elvis; Buddy Holly interpretó sus canciones, al igual que New York Dolls, The Sonics o los Stones; The Animals, Yardbirs, The Who, Eric Clapton, Springsteen o The Pretenders… y muchos más, le rindieron homenaje. Imitado hasta la saciedad, su ritmo sincopado y vertiginoso supuso una revelación. El rock and roll no sería nada sin él. Ha muerto Diddley, ha muerto el hombre.

Anuncios

2 comentarios to “Muere el hombre. Adiós, Bo”

  1. serendipias Says:

    Parece que esta semana va de despedidas y tu blog es un obituario perfecto. El rock and roll late notas sincopadas en recuerdo de Bob.

    Qué tal todo?

    Saludos

  2. Gran tipo. Cada día quedan menos de la vieja guardia. Deberían crionizarlos por si acaso…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: